Identidad Digital #Tendencias

El Paradigma Digital y el sincretismo cultural entre los mundos reales y los mundos digitales están transformando con celeridad el concepto de Identidad Humana.

Quién Soy, es la pregunta que constituye al "Ser" persona. 
Quién eres, es la pregunta que constituye a los otros, la "otredad" del entorno.

La identidad tradicional, única, física, fáctica y visible está mutando hacia una diversidad de roles virtuales sustentados en los medios digitales. Las personas se describen a sí mismas con múltiples roles en los contextos virtuales.

El concepto de Identidad  requiere ser pensado, explorado y reflexionado con profundidad dado que se halla en lo inmanente del género humano. Pensar el fenómeno mencionado como una ambigüedad de la identidad real, constituye un equívoco. En rigor de verdad, la identidad del género humano se constituye de identidades múltiples o roles múltiples de una misma identidad humana.


IDENTIDAD FICCIONAL
La vida de las personas discurre en un contexto real y digital, ya no de modo excluyente, sino que ambos entornos suceden a un mismo tiempo.
Las pantallas de smartphone, dispositivos móviles, redes sociales y plataformas digitales son el nuevo contexto de comunicación.
Los seres humanos han ido aprendiendo a significar e interpretar dicho contexto. La tendencia emergente es que las personas tienden a significar y visualizar el mundo como una unicidad de lo real y lo ficcional. En ese orden, surge un nuevo modo de significar el YO de la persona. En la era de la postrealidad, la Identidad real sucede en el mundo ficcional. 

LENGUAJE E IDENTIDAD. 
El lenguaje es el rasgo distintivo de la especie humana. La identidad personal se crea y se sostiene a partir de un discurso identitario. Los diversos roles personales se hallan en relación dialéctica con sus ámbitos de expresión. El contexto se erige en el marco fundamental, dado que la identidad y el discurso identitario se crean y se significan en un marco escénico, espacio temporal, concreto y definido.

Podría entonces pensarse en la metáfora escénica de la construcción de un personaje. La identidad es un personaje. El discurso identitario es una puesta en escena. Las máscaras expresan los diversos y distintos roles de la persona en su sí mismo.

EPILOGO
La cosmovisión humana se ha ido trasladando desde una cultura de lo real a una cultura de lo ficcional. La Identidad humana es un Yo múltiple, distribuido y compartido en diversos contextos. 
Es entonces que Identidad tradicional e Identidad Digital convergen a un mismo fin: El Ser Persona.

......................................... 
Autor: Javier Ríos Tyler. 
Investigador académico. 
eUCMA Estudios en Ciencias de Management.
Anuncios

Marketing & Plataformas Digitales

Las Plataformas digitales y Redes Sociales son medios de comunicación sustentados en la lógica de crear diálogos. En un enfoque general extracto 8 conceptos fundamentales de Marketing que definen a las plataformas digitales y redes sociales en la era de la comunicación.

El siguiente diagrama sintetiza los conceptos fundamentales.
1. RELACIONAMIENTO
La finalidad de las plataformas y redes digitales es crear relaciones de valor social. Los sujetos digitales son las personas. Asimismo dichas relaciones de interacción valen para una diversidad de incumbentes como empresas, instituciones, marcas y comunidades. La interacción es el sustento de las prácticas de relacionamiento en el universo digital. 

2. SEGMENTACION
La estrategia canónica del Marketing de Segmentación de audiencias digitales ha cambiado su lógica. Las exigencias del paradigma digital en constante evolución cambia las estrategias. Ahora no son las Marcas las que segmentan mercados, sino los Públicos digitales son quienes segmentan los contenidos y comunicaciones de las marcas. En la era digital las personas son creadores de contenidos. 
Es entonces que segmentación no es elegir el público objetivo, sino ser elegido por el Público en el universo de las comunicaciones digitales.
  
3. PERSONALIZACIÓN 
Los usuarios valoran las relaciones personalizadas. Las personas, en sus roles individuales, exigen y desean sentirse únicos, especiales y diferentes. Las redes sociales permiten compartir individualidad, intimidad y experiencia interactiva en comunidad. Personalización es más que individualización, es lograr un estado de comunicación identitaria y un conocimiento concreto entre los miembros que conforman las redes sociales y plataformas. 

4. CONTENIDO 
El contenido constituye el mensaje. El mensaje es el vínculo comunicacional entre los usuarios y las comunidades existentes en las plataformas digitales. El contenido publicado debe ser afín a las preferencias de las personas. Asimismo debe considerarse el sentido de pertinencia, referido a los tiempos en que la audiencia se encuentra interconectada y ávida de comunicación para entonces publicar contenidos de valor en las plataformas digitales. 

5. LENGUAJE 
Las plataformas digitales y redes sociales son en sí mismas un fenómeno semántico.  La semanticidad es el fundamento de las comunicaciones; dialogar es la premisa. Esto es así dado que las personas constituyen y significan su realidad en el lenguaje. El diálogo genera conversaciones y éstas crean relaciones. Es una creación dialogística, se habla o se escribe en diálogo. Es entonces que los usuarios son seres lingüísticos en constante estado de interacción y relacionamiento digitales.

6. TELEOLOGÍA 
La cultura de las redes sociales es teleológica o finalista; tiene fines concretos. Fines individuales que se expresan en comunidades de cocreadores. Su premisa es evolucionar. Las tecnologías digitales evolucionan hacia una ontología del Ser humano como Creador. La persona crea de este modo su “sí mismo” en un universo de conocimientos compartidos. Sintetizando, el concepto de teleología se hace explicito al consagrarse a los fines de la “creación y evolución humana” en el universo interconectado y digital. 

7. PROTOCOLO 
El protocolo es educación y cortesía que se debe preservar en el entorno digital. Consiste en metodologías de recomendaciones y prácticas estándares que fortalecen las relaciones. Los protocolos de comunicación se expresan en reglas establecidas, prescriptivas o normativas y acordadas por las comunidades digitales. Las modalidades protocolares revisten carácter multicultural dado que se deben valorar la diversidad de cosmovisiones y concepciones en un mundo divergente, interconectado y global. 

8. ÉTICA 
La ética es, en la acepción del término, el estudio filosófico de la moral y las obligaciones. El ethos de las Redes Sociales se sustenta, como es lógico, en la educación y en la praxis concreta. Los usuarios, sujetos éticos, deben educarse en el entorno deontológico. La ética, constituida por valores, regula las relaciones sociales entre las personas, sus intereses diversos y divergentes y las comunidades digitales. 

EPÍLOGO 
A modo de epílogo, el Marketing en la era digital es un continuo proceso de formulación de hipótesis y aprendizaje. Las Plataformas digitales y redes sociales expresan un modo concreto de explorar, entender, comprender y significar fenómenos relacionales de las Personas como sujetos digitales y sus nuevas cosmovisiones de valor en un mundo digital. 
................ 
Autor: Javier Ríos Tyler.
Investigador académico. 
eUCMA Estudios en Ciencias de Management.

 

Futuro del Trabajo #Management

PARADIGMA DEL TRABAJO 
El Futuro del Trabajo se halla en profundos y explícitos estadios de cambios, disrupciones y evolución. Conforme lo que se observa, concierne no solo profundas transformaciones en sus estamentos, sino que en rigor de verdad, se observa un cambio de paradigmas, el Paradigma del Trabajo.

El futuro del trabajo incuba más hipótesis que certezas. Los conceptos esbozados en este posteo tienen como finalidad explorar, investigar, observar, teorizar y reflexionar el emergente Paradigma del Trabajo.

La tesis central del escrito es que el Paradigma emergente esta creando una nueva Cultura del Trabajo sustentada en la creacion de conocimiento colaborativo de las Personas trabajando en un mundo digital, conectado y sustentable.

TRABAJO Y CULTURA
El concepto de Trabajo, con sus clásicas modalidades, por cierto está mutando hacia un estadio elevado de diferenciación y complejidad. Dicha modalidad surgente está reemplazando a la clásica y vernácula cultura laboral de los últimos 200 años hasta los actuales tiempos.
El Trabajo está dejando de ser un fenómeno sincrónico. En la era de la Posmodernidad y hasta nuestros días, el trabajo se ha venido sosteniendo en una "sincronización colectiva de comportamientos laborales". Los empleados trabajando todos juntos de modos iguales y a un mismo tiempo. Dicho metodismo tradicional se halla en ostensible ruptura. Es una metodología en franca y real obsolescencia.
La cultura del trabajo expresa tendencias hacia un sistema abierto, asincrónico y compartido en redes colaborativas. El estrato fundamental de la cultura del trabajo a futuro se conformará de Comunidades de Personas, como sujetos colaboradores y cocreadores. 
Sistemas y Culturas de trabajo son expresiones emergentes y concretas del nuevo paradigma laboral. La evolución del mundo digital y de las comunicaciones móviles conforma un "sistema de trabajo" en sí mismo, anclado con amplia aceptación en nuestras cotidianas realidades. Se requerirá entonces a futuro mediato la inteligencia de generar una genuina Cultura del Trabajo.

COMUNIDADES DE TRABAJO Y APRENDIZAJE 
En la actualidad el mercado laboral se dirige hacia un estadio de plenitud: Pleno Desempleo. El Trabajo versus el Empleo se halla en una manifiesta crisis de escisión. Trabajo y Empleo son conceptos en disyunción. Esto es así dado que en el mundo se extinguirán los empleos al tiempo que surgirá una creciente demanda de trabajo. 
Como ejemplos de lo mencionado se puede citar a la tradicional figura del Empleado. Las categorías de "Empleado" y con ello la de "Empleador", son categorías en proceso de extinción. El concepto de empleo, tal como lo conocimos hasta nuestros días, se acabará de raíz, puesto que concluye la razón que le concediera existencia. El mundo del trabajo ya no requiere de más empleados sino de nuevos y competentes colaboradores y cocreadores. Lo mismo acontece para los niveles de Dirección y Gerenciales. Los estratos directivos laborales dejan de ser jerárquicos para aplanarse,se vuelven estratos llanos. Las relaciones humanas laborales se expresan en redes relacionales de colaboradores autónomos, inteligentes y competitivos. Las denominadas Comunidades de Aprendizaje son el futuro inmediato de las personas trabajando.
Desde el enfoque antropológico el valor de un colaborador y cocreador ya no es aquello que es "capaz de tener" sino aquello que sea "capaz de compartir" en sus comunidades de trabajo y aprendizaje.
Dichos comunidades expresan espacios multidisciplinarios de cotrabajadores y cocreadores en que la persona se realiza, trabaja, trasciende, crea y comparte valor para la comunidad al tiempo que para sí misma.

PERSONA E INSTITUCIONES
Es preciso reflexionar el modo de adaptarse a este nuevo escenario laboral. Es necesario cambiar uno mismo como sujeto discente y transformar las clásicas instituciones laborales que el ser humano a sabido concebir.
Las corporaciones empresariales ya no son ni serán figuras centrales en la economía. La Universidad sustituirá a las empresas y corporaciones como modelo de instituciones de futuro.
En rigor, aunque los claustros académicos y científicos son quienes mejor avizoran el futuro, el devenir del mundo del trabajo consistirá en complejas redes de instituciones,trabajando conectadas de modo digital con la finalidad de crear valor sustentable.

Las concepciones canónicas del trabajo Personal cambia su naturaleza y cultura. 
La Persona en su rol de colaborador y trabajador se erige en sujeto fundante de las modalidades futuras de trabajo.
Cambia el sujeto trabajador y a la vez cambian las competencias profesionales y personales del sujeto colaborador. Se requerirán competencias laborales estándares como ser: Inteligencia, Imaginación, Comprensión, Autonomía, Discrecionalidad, Creatividad.
Se trabajará con métodos de discrecionalidad temporal en las decisiones. Dirigir consistirá en la capacidad de conceder el menor número de directivas a los colaboradores.

ERA DIGITAL 
La Era digital constituye un cambio de paradigma a escala planetaria.
La colaboración entre seres humanos y tecnologías digitales involucra a todos los agentes y actores económicos como personas, trabajadores, corporaciones empresariales, instituciones educativas, estado, sociedad y comunidades globales.
La digitalización del trabajo cambiará la esencia de roles tradicionales. 
Los trabajadores que se hallen mejor capacitados en relación al uso de las tecnologías digitales serán quienes posean competencias digitales, intelectivas y creativas. Los profesionales mejor posicionados serán, entre otros, aquellos enfocados en áreas como Educación, Creatividad, Ciencias, Nanotecnología, Sistemas, Data, Ecosistemas y Sustentabilidad.

HIBRIDISMO CULTURAL
La Era digital genera una disrupción en el mercado laboral. El fenómeno disruptivo es un fenómeno híbrido, dado que concierne a sujetos de un mismo género y diferente especie.
La Hibridez o Hibridismo cultural del trabajo constituye una ecuación sintetizada en Competencias Humanas + Sistemas Digitales trabajando de modo ubicuo, en diversos espacios y a un mismo tiempo, expresada en una concepción diferente de marco temporal.
El concepto de hibridez expresa la interacción entre personas y la digitalización laboral como futuro del trabajo.


TRABAJO AUTÓMATA
La Digitalización de la economía y del trabajo, conocida con el término de robotización o trabajo autómata desplazará a los trabajadores de carne y hueso a un contexto mundial de "pleno desempleo. Al mismo tiempo surgirán nuevos modos de creación de fuentes de trabajo. Muchas de las disciplinas tradicionales laborales dejarán de existir. 
Se estima que un tercio del porcentaje total del empleo privado en nuestro país será automatizado en los próximos 10 años.
Deberán surgir nuevas ciencias y disciplinas sustitutas de las existentes. Se concluye entonces que el 80 % de la profesiones que se requerirán en el futuro mediato aùn no se ha creado.
 
IMPERIO DE LO FICCIONAL
El trabajo es una ficción que permite a las personas crear y conceder significados y cosmovisiones a sus vidas, crear identidades. 
El trabajo es el elemento constitutivo de la cultura, que a su vez es un constructo humano ficcional.  
Se debiera pensar una metáfora con el fin de comprender el futuro del trabajo. Podría pensarse entonces que en la era de la postrealidad, las ficciones reinan. Es entonces que el universo del trabajo es el Imperio de lo ficcional en un mundo futuro y en constante evolución.

EPILOGO
A modo de epílogo, el emergente Sistema y Cultura de trabajo es y será azaroso, necesario y creativo. Azar, Necesidad y Creatividad son los estamentos fundacionales del nuevo Paradigma del Trabajo.
El Paradigma del trabajo hace formularse un interrogante esencial a la persona en su sí mismo: Quien Soy.
   
El Trabajo a futuro consistirá en la suprema obra de crear Identidad humana, la sublime creación del Ser Persona.
...................................

Autor: Javier Ríos Tyler
Investigador académico. 
eUCMA 
Estudios en Ciencias de Management.